13769394_1337030279671204_5752247305731057587_n

DOS AÑOS SIN GÜERE

Güere Pellico vivía en barrio los Cortaderos. En la madrugada del 26 de julio de 2014 fue asesinado por el sargento Rubén Leyva y el oficial Lucas Chávez de la Policía de Córdoba.

Los asesinos, no solo tenían antecedentes de haber asesinado a otros jóvenes sino que también fueron protagonistas de múltiples historias de hostigamiento y diversas prácticas represivas en el barrio.

Si bien las versiones policiales, avaladas en los medios hegemónicos de comunicación, indicaban que se trató de un tiroteo, las investigaciones comprobaron no solo la falsedad de esas versiones, sino que además los mismos policías intentaron “plantar un arma” en el lugar para simular el tiroteo. Impunidad policial garantizada por la desinformación que generan los medios comprados por el gobierno.

El asesinato de Güere no fue una situación aislada, lo mató la policía de córdoba como a 22 jóvenes sólo en el año 2014.
A solo quince días de haber matado a Güere y en el marco de un proceso de organización y lucha de la comunidad reclamando Justicia, un operativo policial ingresó al barrio descargando sin motivo balas contra lxs vecinxs del barrio, particularmente contra lxs jóvenes, durante 3 horas. Episodio que luego fue amparado por las palabras del ex Jefe de policía Julio Cesar Suarez y todo el aparato político del entonces gobernador José Manuel De la Sota. Vale recordar que por el mismo hecho, el ex Jefe de Policía esta imputado por amenazar a un periodista.

Hoy las prácticas delictivas de la policía continúan siendo la manera predominante en que el Estado se hace presente en el barrio.

Justicia. A dos años del asesinato de Güere, seguimos exigiendo justicia.

Es responsabilidad del Estado. Cada uno de los asesinatos en manos de la policía, son crímenes del Estado y por lo tanto exigimos su reparación.

Exigimos se agilicen los tiempos del poder Judicial, el inmediato inicio de cada uno de los juicios por casos de gatillo fácil y el acompañamiento a cada una de las familias en ese proceso, reconociéndolas como víctimas de crímenes del Estado en democracia.

Esta intencionalidad de dilatar el inicio del juicio hace tambalear la prisión preventiva de los asesinos de Güere que pueden quedar libres antes de que sean condenados, lo que demuestra la connivencia entre los poderes de gobierno.

La organización de la comunidad fue fundamental para visibilizar y denunciar el caso y lograr que Ruben Leyva y Lucas Chávez sean imputados y detenidos.

Cortaderos Resiste. Cortaderos construye redes. Cortaderos se organiza. Cortaderos Exige Justicia.

A dos años seguimos exigiendo Justicia

Que sean condenados el ex jefe de Policía Julio Cesar Suarez, el ex Ministro de Seguridad Walter Saieg y el ex gobernador de la Provincia Jose Manuel de la Sota como responsables políticos de los 22 jóvenes asesinados por gatillo fácil en 2014

Perpetua para Leyva y Chaves

Que no vuelva a pasar, NUNCA MÁS gatillo fácil

Reparación integral del Estado a las familias

TODA NUESTRA RABIA
TODA NUESTRA FURIA
ORGANIZACION Y LUCHA
POR SIEMPRE GÜERE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *